jueves, 18 de abril de 2013

«Dr. Jekyll y Mr. Hyde», de Robert Louis Stevenson

                               Dr. Jekyll y Mr. Hyde, de Robert Louis Stevenson



Este libro me encanta; me llego a sentir identificado, salvando las diferencias.

Se sitúa en el Londres de finales del siglo XIX ("18...").
Utterson es un abogado amigo del doctor Jekyll, que será la pieza que sirva para ir aclarando la madeja en torno a Jekyll y Hyde.
Utterson, en sus paseos dominicales con su amigo Enfield, empieza a entrar en contacto con la historia de su gran amigo, el doctor Jekyll, que mantiene una extraña relación con un tal Mr. Hyde, un ser misterioso y escurridizo.

Stevenson hace aquí una aproximación al interior del ser humano, a la lucha entre el bien y el mal, a esa balanza más o menos equilibrada que hay en cada uno, al gozo que produce el mal, la atracción a lo prohibido, lo inmoral.

El relato podría encajar en distintos géneros, quizá como policíaco, quizá tenga una pequeña parte de ciencia ficción, quizá... Pienso que eso es lo de menos. La narración y las descripciones son brillantes, y el trasfondo reflexivo y ese trastorno disociativo de la identidad dan mucho juego en el campo del interior de cada persona, de sus pasiones, inclinaciones, temores, deseos, voluntad.

Sin duda, una obra imprescindible y, ante todo, entretenida y nutritiva.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada